12 – Apocalipsis, conflictos mundiales, III Guerra, Fin del Mundo, Tercero secreto de Fátima, calentamiento global

0
126

1) ¿El conflicto entre Israel y Palestina es una respuesta a la desobediencia de los mandamientos de DIOS? ¿Existe la posibilidad de un día entraren en un acuerdo?

INRI CRISTO: “Está previsto en las Sagradas escrituras. Hace dos mil años profeticé la ruina de Jerusalén: ‘¡Jerusalén, Jerusalén, que matas a los profetas, y apedreas a los que te son enviados! ¡Cuántas veces quise juntar a tus hijos, como la gallina junta sus polluelos debajo de las alas, y no quisiste! He aquí vuestra casa os es dejada desierta. Porque os digo que desde ahora no me veréis, hasta que digáis: Bendito el que viene en el nombre del Señor’ (Mateo c.23 v.37 al 39). Todo está se cumpliendo ahora que estoy de carne y hueso en la Tierra, hace parte de una profecía y de una maldición, pues los seres humanos volvieron la espalda para DIOS. Aunque, el día en que establecieren la simbiosis con el ALTISIMO podrán se armonizar.”

2) ¿El Señor considera que la III Guerra Mundial está en marcha?

INRI CRISTO: “Ella no está en marcha. Ya comenzó hace mucho tiempo, solo no fue aun oficializada. Todas las guerras mundiales que se desenrollaron hasta ahora son el cumplimiento de los vaticinios que enuncié antes de ser crucificado (‘Y oiréis de guerras y rumores de guerras; mirad que no os turbéis, porque es necesario que todo esto acontezca; pero aún no es el fin. Porque se levantará nación contra nación, y reino contra reino; y habrá pestes, y hambres, y terremotos en diferentes lugares. Y todo esto será principio de dolores… Porque habrá entonces gran tribulación, cual no la ha habido desde el principio del mundo hasta ahora, ni la habrá’ – Mateo c.24 v.6 al 8 y 21).”

3) ¿El mundo acabará realmente? ¿Cuándo?

INRI CRISTO: “El mundo en si no acabará, y si habrá el fin del mundo caótico. Ocurrirá una gran limpieza en el planeta, una barredura de todas las inmundicias que contaminan la Tierra. No obstante, el día y la hora, como yo dije hace dos mil años, nadie sabe, ni los ángeles del cielo, ni el Hijo, pero solo el PADRE sabe (Mateo c.24 v.36).”

4) ¿Cómo será el fin del mundo? ¿Habrá sobrevivientes?

INRI CRISTO: “Los hombres haciendo mal uso del libre albedrio, construyeron armas destructivas, violaron las sagradas leyes de DIOS y se olvidando también de los santos mandamientos. Sembraron, de esta forma, a través de actos y pensamientos, catástrofes y terremotos que, acompañados de la hecatombe nuclear, culminarán con el fin de este mundo caótico. Menos de un millón de personas restarán vivas en la Tierra; la mayoría será constituida de mutilados que suplicarán la muerte, que en principio no les oyera.”

5) ¿Cómo vivirán los elegidos después de la catástrofe?

INRI CRISTO: “DIOS, nuestro PADRE, único SEÑOR del cielo y de la tierra, será glorificado durante los próximos mil años. No vivirá un solo ser humanos en la Tierra que no reconozca Su omnipotencia, omnisciencia y omnipresencia. Todos se someterán a un proceso de justa posición espiritual y permanecerán fieles a Él, cumpliéndose lo que yo dije antes de ser crucificado: ‘También tengo otras ovejas que no son de este redil; aquéllas también debo traer, y oirán mi voz; y habrá un rebaño, y un pastor’ (Juan c.10 v.16). Los elegidos y sus descendientes no querrán disputar políticas, territoriales ni religiosas. Todos caminarán con el pensamiento vuelto para un solo ideal. La fraternidad existirá efectivamente entre los hombres que, desprovistos de la hipocresía, odio, maldad, egoísmo y del chantaje emocional, estarán empeñados en cumplir los santos mandamientos. Las prisiones serán transformadas en escuelas, porque en el futuro el hombre purificado en el sufrimiento evolucionará y la delincuencia será controlada. La medicina evolucionará y encontrará la cura de los males que atormentan el cuerpo en el espíritu, porque después de mucho sufrimiento y error, la humanidad se concientizará que todas las flaquezas y todas las enfermedades físicas tienen siempre inicio en la enfermedad del alma. El sexo será ejercitado como un rito de veneración a DIOS. El hombre, desnudado de los instintos bestiales, cuasi consciente de los misterios de la procreación, unirse irá a la mujer, bajo la luz de la espiritualidad, reconociendo su origen divino. El dinero será utilizado únicamente como un eslabón sagrado que facilitará el relacionamiento humano. La humanidad volverá a la vida simple y libre en comunión íntima y perenne con la naturaleza y preferirá el manjar sencillo y natural de los frutos y vegetales. La profesión más noble durante los próximos mil años será la agricultura. El hombre buscará en la madre tierra el pan místico para el banquete divino con la misma inocencia con que los niños buscan en el seno materno la leche vital que facúltales el crecimiento y la sobrevivencia, ante la mirada dulce y aprobadora de nuestro PADRE.”

6) ¿El Señor cree en la posibilidad de evitar esa catástrofe nuclear?

INRI CRISTO: “La hecatombe nuclear que culminará con el fin de este mundo caótico es inevitable, hasta porque, según dados científicos, el potencial atómico del planeta es capaz de destruirlo más de quince veces. Todas las tentativas de desarmamiento mundial fueron y serán en vano. Mi PADRE me mostró que hay innúmeras bombas atómicas en construcción, a más de las ya existentes. Como si no bastase la explosión demográfica estar tornando la vida en la Tierra cada vez más insoportable, existe otro motivo mucho más grave que lleva a este trágico porvenir. Cuando el ser humano construye una cosa, sea lo que sea (una bicicleta, un reloj, un arma de fuego, etc.), él no consigue tener paz hasta que no la ve funcionar, siente una necesidad imperiosa de poner en práctica lo que inventó. Eso hace parte de la naturaleza humana. Millares de científicos en el mundo entero, en su inconsciente están esperando ver cómo funciona la bomba atómica en larga escala. Más grave aún es que el arsenal atómico del planeta requiere una manutención carísima. Muchos pueblos están siendo oprimidos a través de altos tributos al erario para mantener las armas atómicas de sus países, lo que torna aún más eminente el conflicto. El mundo actual se asemeja a un barril de pólvora presto a explotar a cualquier momento. Los atentados al World Trade Center, en 2001, no son nada cerca del terrible destino reservado a la humanidad. Pero como nada acontece en la Tierra sin el consentimiento de DIOS, todo lo que está sucediendo es porque ÉL permitió. Por en cuanto el SEÑOR DIOS, mi PADRE, está deteniendo el fin de este mundo caótico hasta llegar aquel día y aquella hora. Cuando ÉL considerar que llegó la hora de abreviar el sufrimiento de la humanidad, permitirá que los hombres paguen sus pecados en larga escala,’ porque habrá entonces gran tribulación, cual no la ha habido desde el principio del mundo hasta ahora, ni la habrá. Y si aquellos días no fuesen acortados, nadie sería salvo; mas por causa de los escogidos, aquellos días serán acortados. (Mateo c.24 v.21 y 22). El cielo y la Tierra pasarán, pero mis palabras no pasarán.”

7) ¿En lo qué consiste el Tercero secreto de Fátima?

INRI CRISTO: “El tercero secreto de Fátima se refiere al fin de la proscripta iglesia romana y al juicio final”.

(Extracto de la revista Planeta, de agosto de 1974: “Fueron tres las profecías transmitidas por la Señora de Fátima a los niños portugueses. La tercera permanece en secreto. ¿Por qué? ¿Qué motivos impiden el vaticano de divulgar el tercero secreto de Fátima? concluyese que el tercero secreto de Fátima refiere al derrumbe de la iglesia y al juicio final. En marzo de 1967, Pablo VI sufrió un desmayo, en cuanto trabajaba en sus aposentos, en el Vaticano. Un mes después, hablando a la prensa, el cardenal Fernando Couto, que acababa de renunciar de un alto cargo en la “Santa Se” por motivos de edad, mencionó el hecho, relacionándolo con el llamado “Secreto de Fátima”, el cual-según dijo- quedara decidido que no sería más revelado al público. Los periódicos del mundo entero dijeron que Pablo VI desmayó al tomar conocimiento del tercer mensaje, sintiéndose mal durante el resto del día. Cuando, después de la segunda guerra mundial, se verificó que las profecías transmitidas por la hermana Lucia, habían sido confirmadas por los hechos, de toda parte vinieron solicitaciones para que ella hablase más minuciosamente al respecto, ahora solamente restaba el tercer mensaje, y su secreto ya no pertenecía a la vidente, estando en manos de la iglesia. Según se dice, esa profecía final es terrible en sus previsiones. “Una tercera guerra arromperá y tan horrible que pocos sobrevivientes habrá en la Tierra (…) Tremendos acontecimientos vendrán sobre los seres humanos. Si las organizaciones eclesiásticas no se transformaren radicalmente, la muerte reinará en medio de la iglesia y los cristianos andarán sin rumbo maldiciendo el clero. Tendrá llegado el fin de los “papas” y los últimos de ellos gemirán bajo dolores corporales (…) Pero, no encontrarán salida. Su trono caerá” Ese es el pasaje que tendría producido el choque en Pablo VI… (Al ver que) vendría el caos, y una nueva iglesia surgiría de la catástrofe, para recibir los sobrevivientes de la gran hecatombe. En la tercera memoria escrita en 1941, Lucia cuenta una visión de Jacinta, cuando los tres niños todavía pastoreaban en los campos de la Extremadura. Después de algún tiempo en silencio, los ojos perdidos en algún punto distante, dijo Jacinta que vio el “papa”. “No sé cómo fue “-explica la niña- “pero vi el santo padre en una casa muy grande, de rodillas delante de una mesa, con las manos en el rostro, llorando. Fuera de la casa había mucha gente: unos le tiraban piedras, otros le deseaban plagas y le decían palabras feas”. Algunos días después, las dos primas paseaban y Jacinta preguntó a Lucia si ella debía contar a los otros la visión que tuviera del “papa”. Lucia respondió luego: “No. ¿No ves que eso hace parte del secreto? ¿Qué por allí se descubriría el resto”? Jacinta prometió no comentar a nadie y realmente nunca lo hizo. Su tristeza después de las apariciones fue percibida por todos. La propia Lucia la halló muy callada y la interrogó al respecto. “Pienso en la guerra que vendrá, en que tanta gente habrá de morir, en que serán destruidas tantas casas y muertos muchos padres”. El tercero secreto que contiene revelaciones demasiado terribles para poder llegar al conocimiento de los hombres, habla de lo que sucederá en los últimos años del juicio final.”

8) El Señor prometió hace dos mil años que volvería cuando hubiese en el mundo muchas guerras, tempestades, terremotos, inundaciones, pestilencias, hambre; todo esto sería el principio de los dolores. Existen algunos intelectuales que contestan esas evidencias bajo la alegación de que guerras, enfermedades, pestilencias, terremotos, inundaciones, hambre, siempre hubo en la historia de la humanidad. ¿Cómo discernir si lo que presenciamos en los días actuales es realmente una señal de DIOS para alertar a la humanidad sobre su presencia en la Tierra?

INRI CRISTO: “En la verdad, no son los intelectuales que hablan esto, y si, los intelectualoides que asumen una postura de jueces, de paladinos de las causas justas, de señores de la verdad suprema. Intelectual es aquel que desenvuelve el intelecto y apura los sentidos, y así comprende que guerras siempre hubo si, pestilencias siempre hubo si, tempestades siempre hubo si, terremotos siempre hubo si, desgracias en general siempre hubo si, aun, nunca en la historia de la humanidad aconteció todo junto con tanta intensidad, nunca todo en la misma época tan repetidamente. Solamente un necio que imita el camarón al raciocinar puede querer comparar la gravedad del momento presente a la de los siglos pasados. Hoy en día, basta prender la televisión para ver innúmeras guerras, rumores de guerras, reino contra reino, nación contra nación, tempestades, terremotos, inundaciones, hambre, pestilencias (AIDS, Ébola, etc.) que son apenas el principio de los dolores. No es difícil percibir que existe algo muy errado en el aire: la naturaleza está desequilibrada, los ecosistemas están amenazados, las relaciones sociales están descontroladas, los valores están invertidos, las anormalidades y aberraciones banalizadas. Hasta mismo los niños ya no son más niños; en fin, el mundo está al borde de un colapso. Muchas cosas horrorosas están aún por venir. Y entonces, veréis la señal del Hijo del Hombre. La humanidad está siendo preparada para ver el Hijo del Hombre se manifestar. Está previsto en Apocalipsis c.1 v.14 que solamente cuando yo estuviese con los cabellos blancos es que toda la humanidad me vería. Por en cuanto, aun no estoy con el cabello blanco; por en cuanto, quien quisiere me ver de cualquier parte del mundo tiene que acceder a Internet. Pero cuando llegar mi hora toda la humanidad, todo ojo me verá (Apocalipsis c.1 v.7), porque seré presentado en una cadena mundial de televisión. Y en esa circunstancia tendrán se cumplido las profecías que los profetas vaticinaron por mi PADRE y que yo enuncié antes de ser crucificado.”

9) ¿Cómo el Señor explica su afirmativa delante de la declaración del Apocalipsis, cuanto a la destrucción de la Tierra por la acción directa de DIOS y sus ángeles, y no por la acción del hombre?

INRI CRISTO: “Antes de la eclosión de la inevitable hecatombe nuclear que culminará con el fin de este mundo caótico, ocasión en que menos de un millón de personas restaran vivas en la Tierra, todos esos toques de trompetas descritos en el Apocalipsis están se cumpliendo rigurosamente. Tan solamente, para nos esquivar de las fantasías inherentes a los fariseos que llevan la biblia al pie de la letra, debemos considerar que muchos de los pasajes del Apocalipsis tienen un sentido simbólico, o sea, están escritos en sentido figurado, hasta porque, en la época en que fue escrito, el discípulo Juan difícilmente podría prever por si solo la existencia de aviones, helicópteros, bombas nucleares, destrucción ecológica, guerras mundiales… Él interpretó las visiones que tuvo de manera a dejarlas registradas para la posteridad. Cabe a los seres humanos que raciocinan, usando el don del discernimiento concedido por DIOS, saber identificar el significado de cada visión apocalíptica. Guerras civiles, atentados, desenfrenada polución del mar y de los ríos, actuación de máquinas bélicas mortíferas…eso todo es poco delante de lo que está aún por venir (‘Porque habrá entonces gran tribulación, cual no la ha habido desde el principio del mundo hasta ahora, ni la habrá’ – Mateo c.24 v.21). El toque de las trompetas concerniente al oscurecimiento de la tercera parte del sol y de las estrellas, por ejemplo, esta vehiculada al oscurecimiento de la atmosfera en consecuencia del humo oriundo de una eclosión nuclear. El hombre nada tendrá hecho por sí solo, todo hará porque DIOS tendrá permitido que así lo haga. Luego, la acción del hombre en la destrucción del mundo está directamente vehiculada a las destrucciones descritas en el Apocalipsis”.

10) ¿Si el Señor es el Hijo de DIOS, por qué no interfirió en el tsunami que devastó el Asia y mató millares de personas? ¿Por qué no avisó que esa catástrofe iría acontecer?

INRI CRISTO: “Mis hijos, yo no puedo ir contra lo que yo mismo enuncie antes de ser crucificado; ese fenómeno ocurrido en el Asia es tan solamente una ínfima demostración de las terribles cosas que aún están por venir; es una de las señales que evidencian mi presencia en la Tierra (‘Y estando él sentado en el monte de los Olivos, los discípulos se le acercaron aparte, diciendo: Dinos, ¿cuándo serán estas cosas, y qué señal habrá de tu venida, y del fin del siglo? Respondiendo, les dijo: Mirad que nadie os engañe. Porque vendrán muchos en mi nombre, diciendo: Yo soy el Cristo; y a muchos engañarán. Y oiréis de guerras y rumores de guerras; mirad que no os turbéis, porque es necesario que todo esto acontezca; pero aún no es el fin. Porque se levantará nación contra nación, y reino contra reino; y habrá pestes, y hambres, y terremotos en diferentes lugares. Y todo esto será principio de dolores’ – Mateo c. 24 v.3 al 8) esas catástrofes nada más son de lo que la reacción, el gemido de dolor de la madre naturaleza delante de la constante y desmesurada violación de la ley de DIOS, principalmente en lo que atañe a la ecología. Pero aún hay cosas mucho peores por venir. Lo que la humanidad presenció por la televisión es apenas el comienzo. Solamente ahora, demasiadamente tarde, en el sufrimiento y en el dolor, es que el pueblo está siendo preparado para oír lo que tengo a transmitir de la parte de mi PADRE, SEÑOR y DIOS.”

11) ¿Cuál su opinión sobre Osama Bin Laden, Bush y similares?

INRI CRISTO: “Cuanto a mi opinión sobre los caballeros del Apocalipsis, no tengo lo que opinar, una vez que ya está todo explícito. Basta tan solamente cada cual montar en el caballo que le concierne. Los caballeros del Apocalipsis se revezan alternadamente, por tanto, no es posible establecerles un puesto fijo: ’éste es el caballero permanente’. Ellos van sucediendo unos a los otros. De aquí a algún tiempo Bush irá apearse del caballo y otro irá montar en su lugar, y así sucesivamente.”

12) ¿Usted realmente considerase el padre de la humanidad? ¿Existe solución para el calentamiento global?

INRI CRISTO: “No es una cuestión de considerarme padre de la humanidad. Como ya dije y repito, soy el primate más antiguo que evolucionó hasta llegar al nivel de ser humano. Fui el primero hombre, Adán, y la humanidad es mi prole. No es que yo quiera ser; para mí es muy incómodo ser el padre de la humanidad, pues ni todos quieren me obedecer, a propósito, la minoría. Yo ya dije hace dos mil años: ‘Vosotros sois mis amigos, si hacéis lo que yo os mando’ (Juan c.15 v.14), y yo solamente mando lo que mi PADRE manda. Cuanto al calentamiento global, ahora no existe más solución, es demasiadamente tarde, existen tan solamente paliativos. La solución mismo está en la hecatombe nuclear que culminará con el fin de este mundo caótico. La procreación desordenada, consecuencia de la fornicación, de la promiscuidad, de la sodomía, de la propaganda engañosa de la media, torna inevitable la eclosión de la hecatombe nuclear; infelizmente no existe alternativa. Pueden hasta tentar usar de medidas dilatorias, pero el destino trágico que espera por la humanidad es inevitable. Solamente los escogidos sobrevivirán.”

13) ¿Cómo será el mundo después del juicio final? ¿El Señor estará aquí en ese día? ¿Quién se salvará?

INRI CRISTO: “Después del juicio final habrá paz como nunca antes hubo en el mundo y se cumplirá todo que mi PADRE enunció a través de los profetas. Y yo estaré aquí si para orientar los hijos de DIOS elegidos, herederos de la Tierra, estos se sumaran en menos de un millón de personas. Pecar, todos pecan. Aunque, se salvaran aquellos que pecaron menos y se arrepintieron de sus pecados, que tuvieron ojos para ver que soy el primogénito de DIOS, Padre de la humanidad, y por cuenta de esto llevaran en consideración mis palabras, permaneciendo en armonía con la ley divina. Cuanto al día y la hora que eso sucederá, ni los ángeles del cielo saben, ni el hijo del hombre sabe; solamente el PADRE (Mateo c.24 v.36).”

Deja una respuesta